VOLVER «

En Bahía Blanca, capacitaciones y debates sobre comunicación y géneros

Jueves 21 de septiembre de 2017

La Defensoría del Público fue convocada por la organización El Nido de Bahía Blanca para dictar capacitaciones de comunicación y géneros en escuelas secundarias y en la carrera de periodismo de esa ciudad.

Con el desafío de realizar aportes para transformar la matriz comunicacional y promover coberturas mediáticas con enfoques de derechos, la Defensoría del Público desarrolló una serie de capacitaciones en la ciudad de Bahía Blanca, convocadas por la ONG El Nido-Centro de Prevención y Asistencia de la Violencia Familiar.

“Para trabajar en la prevención de la violencia de género nos pareció necesario pensar en los medios de comunicación como un escenario prioritario que forma parte de nuestra vida cotidiana”, manifestó Karina Carestía, comunicadora del equipo que organizó las actividades en la ciudad del sur de la provincia de Buenos Aires.

La profesora de literatura Verónica Gutiérrez abrió las puertas de sus clases para desarrollar talleres con estudiantes de distintas escuelas secundarias. Junto a 25 alumnos y alumnas de quinto año de la Escuela Técnica N°4 y 30 jóvenes de cuarto, quinto y sexto año de la Escuela N° 27 de Villa Harding Green, se llevaron adelante espacios lúdicos para propiciar la desnaturalización de prácticas que responden al modelo heteronormativo y patriarcal en las vidas cotidianas y su vinculación con los imaginarios que atraviesan a muchos medios de comunicación. Se abordaron las nociones generales de la perspectiva de géneros y los artículos de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual que promueven el tratamiento plural y no estereotipado de las personas, como derechos de las audiencias.

Las y los participantes mantuvieron una actitud muy activa durante los talleres, reflexionaron sobre cómo las coberturas en muchas ocasiones estigmatizan las juventudes, las mujeres y las diversidades. Karina agregó al respecto que “se llevó el debate a las aulas y se cumplió el objetivo, con una gran participación de adolescentes que reflexionaron sobre los mensajes que los medios de comunicación difunden, cuestionaron cómo se los muestra y expresaron cómo les gustaría verse”.

Asimismo, alrededor de 60 estudiantes de los tres años de Periodismo del Instituto Superior en Ciencias de la  Comunicación Social participaron de tres talleres en los que se abordaron diferentes dimensiones del cruce entre comunicación y géneros. Las actividades tuvieron como objetivo promover coberturas responsables entre quienes se están formando como profesionales del ámbito de la comunicación. Además, se realizó una presentación de la Defensoría, las posibilidades de consulta y reclamo para defender los derechos de las audiencias.

“Aprendimos, debatimos y nos quedamos pensando durante y luego de la exposición de la Defensoría, que nos propuso informar y transmitir desde una perspectiva amplia, para comunicar en clave de géneros, y resignificar así, una real democracia plural e igualitaria”, manifestó Mariela Dobal, coordinadora de la carrera de periodismo del Instituto.

En el taller, a cargo de Magalí Gómez, de la Dirección de Capacitación y Promoción de la Defensoría del Público, las y los estudiantes mostraron interés respecto de su futura práctica profesional como periodistas y debatieron en profundidad las recomendaciones que el organismo elaboró en la Guía para realizar tratamientos responsables en relación a las diversidades y las identidades de  géneros  y la Guía para el abordaje comunicacional de casos de violencia hacia las mujeres.

Los programas “El Mejor Equipo” de FM De la Calle y “Agenda Pública” de AM 1240 Radio Universidad también se interesaron por la propuesta de la Defensoría y cubrieron las actividades con la intención de difundir la tarea del organismo y la importancia de la promoción de audiencias activas que conozcan y reclamen por sus derechos comunicacionales.

“Fueron días de mucho trabajo pensando en las representaciones que hacen los medios de comunicación y en cómo transformarlas para comunicar distintas realidades de manera más inclusiva e igualitaria, entendiendo siempre a la comunicación como un derecho”, concluyó Carestía.

VOLVER «