VOLVER «

Medios comunitarios e indígenas: una propuesta de fortalecimiento

Viernes 19 de enero de 2018

Durante 2017 se acompañó a medios campesinos, populares, indígenas. Fueron más de 20 las radios y proyectos que recibieron capacitaciones en relación a la gestión integral en un recorrido que llevó a la Defensoría desde FM Nuestras Voces en Tierra del Fuego hasta FM La Caprichosa en Jujuy, atravesando 15 provincias de Argentina.

A lo largo y ancho del país, medios de pueblos originarios, campesinos y comunitarios participaron durante 2017 de talleres de gestión integral a cargo del equipo de capacitación de la Defensoría del Público. Revisar y actualizar sus definiciones comunicacionales, el funcionamiento del equipo, su vinculación con la comunidad o las herramientas de sostenibilidad permitieron (y permiten) a estos medios diseñar estrategias para fortalecer el proyecto.

El recorrido de cada proceso de capacitación y de cada encuentro parte de un diagnóstico conjunto. Las necesidades que cada medio plantea se ponen en relación con la mirada del organismo. En esa intersección se definen aspectos de la gestión integral que se enfatizarán en cada taller: la dimensión político cultural, los aspectos estrictamente comunicacionales, la sostenibilidad económica o las cuestiones organizativas. En los intercambios, como en la vida de cada proyecto, estas cuatro dimensiones están profundamente interrelacionadas. En distintas etapas del desarrollo de un medio es necesario profundizar en alguno de esos ejes.

Para identificar esos procesos y momentos significativos en la vida de cada medio, durante los talleres se construyen líneas del tiempo. Cada uno y cada una suma recuerdos, sensaciones, anécdotas, vivencias que son hitos para el proyecto y sus integrantes: la primera transmisión, una fiesta popular, una reivindicación colectiva a la que la radio dio cobertura, el acceso a la autorización o la licencia, la adquisición de equipamiento, un cambio significativo en el equipo de gestión. Así se entrelazan los cimientos, el presente y las expectativas en la memoria compartida, se configuran balances y se delinean proyecciones.

Repensar las estrategias para promover la participación de las audiencias y los vínculos con la comunidad es un eje presente en todos los talleres. En afiches de colores cada organización construye un “mapeo colectivo” donde sitúa a los múltiples actores, espacios, instituciones presentes en su territorio. Visibilizarlas permite identificar alianzas claves para cada medio y definir planes de acción para fortalecer las articulaciones.

En algunos casos, los talleres reúnen a integrantes de varios medios. Algunos de ellos han construido redes o articulaciones locales y desde esos espacios convocan a la Defensoría. Es el caso del Colectivo de Medios Comunitarios de Cuyo (COMECUCO), que invitó a la Defensoría para abonar al fortalecimiento de las experiencias mendocinas que la integran.

“Viabilidad” y “sustentabilidad” son también nociones claves. La viabilidad está relacionada con las condiciones iniciales necesarias para que la creación y el desarrollo del proyecto sean posibles. En la sustentabilidad se ponen en juego múltiples factores que garantizan la permanencia del proyecto en el tiempo, su desarrollo y crecimiento.

FM La Arriera es una de las radios que recorrió un proceso de capacitación sobre gestión integral junto a la Defensoría del Público. “El taller interpeló nuestras prácticas y generó nuevos programas apuntando a audiencias no visibilizadas”, dijeron tras uno de los encuentros en Chos Malal, al norte de Neuquén. La Defensoría la acompaña desde su creación en 2015 pero, dicen, “hay cosas que se ponen más difíciles, hay más preguntas, está bueno que con estos talleres nos ayuden a encontrar respuestas”. Valoraron también que las distintas actividades que estructuran la propuesta de capacitación “nos pongan en situación porque así es más enriquecedor” y dijeron que “la puesta en común nos ayuda a ser autocríticos”. A eso apuntan estos encuentros: a movilizar reflexiones y una mirada autocrítica que permitan aclarar el rumbo de cada proyecto.

En los encuentros presenciales se condensan contenidos, reflexiones, aprendizajes, pero esas instancias no son momentos aislados. Forman parte de procesos de acompañamiento y de formación que se sostienen cotidianamente. Esos intercambios, los que se dan en cada territorio y también a distancia, van dando pautas sobre los próximos pasos compartidos. Como en el caso de la radio qom FM Viquem, de El Colchón, Chaco, que junto a la Defensoría del Público revisó su funcionamiento interno, analizó sus fortalezas y debilidades, las propuestas para que las audiencias participen en la radio y dejó pendiente un próximo encuentro para pensar específicamente cómo convocar a niños y niñas de la comunidad.

Durante 2017 fueron más de 20 las radios y proyectos que recibieron capacitaciones en relación a la gestión integral en un recorrido que llevó a la Defensoría desde FM Nuestras Voces en Tierra del Fuego hasta FM La Caprichosa en Jujuy, atravesando 15 provincias de Argentina.

El diagnóstico y la planificación participativos, la estructura organizativa, los roles y tareas, la comunicación interna y externa, son parte de los talleres. Se cruzan con las definiciones sobre los objetivos que cada medio se plantea para sí mismo, con sus proyecciones en el mapa mediático y en su comunidad, con los modos en que esas definiciones se expresan al aire de la radio o en los programas de un canal de televisión. La meta es que cada proyecto, los muchos que se gestaron en estos últimos años y los que tienen décadas de existencia, se consolide y se fortalezca como espacio de ejercicio del derecho a la comunicación.

VOLVER «